fbpx
Fumigaciones en comunidades de vecinos

Control de Plagas en comunidades de propietarios

Control de Plagas en comunidades de propietarios. La presencia de cualquier tipo de plaga en nuestra comunidad puede derivar en una desvalorización de tu vivienda en el momento de venderlo o bien arquilarlo, con que, si se ha detectado una plaga, es recomendable llamar a una empresa autorizada registrada en el Ministerio de Sanidad a fin de que lleve a cabo un adecuado plan de limpieza y también higienización.

 

Es un tremendo error considerar que se trata de un gasto inútil pues al tratarse de microorganismos, animales y también insectos que se multiplican en nuestro ambiente, podrían trasmitir enfermedades como la rabia, infecciones virales, tifus, cólera, salmonelosis, encefalitis o triquinosis y poner en juego la salud de los vecinos.

 

En las construcciones y complejos residenciales suelen aparecer plagas y organismos dañinos de todo tipo y es esencial cuidar las zonas comunes —garajes, saneamientos, cuartos trasteros, cuartos de basuras, piscinas y jardines comunitarios— en tanto que estas áreas son propensas a padecer de plagas.

 

Una vez detectada un problema de plagas, es esencial identificar al organismo al que haremos frente, tener claros los factores por los que se ha desencadenado la plaga y emprender las acciones oportunas. Además de esto, aparte de llevar a cabo una inspección previa para diagnosticar la situación e implementar las medidas correctoras necesarias, también será preciso contar con un programa de seguimiento y control concreto.

Formas de control de plagas – Control de Plagas en comunidades de propietarios

En función del diagnóstico, se puede actuar de tres formas diferentes: desinfección, desinsectación y desratización.

La desinfección es se puede realizar para eliminar microorganismos dañinos mediante la pulverización de productos químicos.

La fumigación se aplica sobre todo en garajes, arquetas, zonas ajardinadas, . La desinsectación, que se usa para las plagas de chinches, cucarachas, hormigas y avispas, emplea trampas, geles y plaguicidas específicos. Cuando fumigamos para el control de plagas de insectos es habitual hacerlo con productos con plazo de seguridad. Y se utilizan para eliminar de avispas, mosquitos y moscas en los jardines comunitarios. Los problemas más comunes en las comunidades de propietarios es el provocado por la aparición de cucarachas, ratas, hormigas y otras plagas. Aparte de suponer una seria amenaza para la salud de vecinos, niños, ancianos y animales familiares. Esto pueden conllevar un coste económico esencial. Además de esto, la presencia de plagas puede conllevar una disminución importante del valor del inmueble en el momento de venderlo o bien arquilarlo. Conque, si se ha detectado una plaga, es aconsejable llamar a una

Empresa  autorizada por el Ministerio de Sanidad

empresa  autorizada por el Ministerio de Sanidad para que haga un adecuado plan de control de plagas.

En las edificaciones y complejos residenciales de las ciudades suelen aparecer plagas y organismos dañinos de todo tipo y es esencial prestar especial atención a las zonas comunes —garajes, saneamientos, cuartos trasteros, cuartos de basuras, piscinas y jardines comunitarios— ya que estas áreas son propensas a sufrir de plagas.

Una vez detectada una infestación, es importante identificar al organismo al que haremos frente. Tener claros los factores por los que se ha desencadenado la plaga y emprender las acciones oportunas.

Además de llevar a cabo una inspección previa para diagnosticar la situación y también incorporar las medidas correctoras necesarias, también va a ser necesario contar con un programa  de control exclusivo para hormigas en las zonas comunes de las comunidades de propietarios. Además, la desinsectación de piscinas al aire libre, vestuarios y aseos comunitarios se debe realizar obligatoriamente al comienzo de cada temporada.

Lo más común es hacer presupuesto del control de pagas, en comunidad de propietarios de desinsectación de cucarachas y desratización.

El presupuesto es diferente conforme la compañía que se contrate. En un caso así es importante contar con profesionales que estén avalados con calidad y años de experiencia.

La opción mejor es efectuar una comparación de diferentes empresas y escoger la que más se ajuste a las necesidades de la comunidad de vecinos. Por cercanía, costo y calidad.

¿Quién paga los tratamientos de control de plagas en una comunidad de propietarios?

La ley de alquileres urbanos no tiene una normativa específica para este tipo de situaciones. Lo más esencial es determinar dónde se encuentra el foco de la plaga.

Cuando el foco se halla en una residencia vecina. El inquilino o arrendador de esa residencia deberá hacerse cargo de la desinsectación o bien fumigación de nuestra vivienda. Si, al contrario, el problema viene de las zonas comunes, la comunidad de dueños será la que deberá correr con los gastos de la desinsectación. Finalmente, si el problema se halla en los aledaños del inmueble, deberíamos analizar si se trata de un inconveniente atribuible al municipio.

Cuando el inconveniente se encuentra en nuestra vivienda y es un piso alquilado. El arrendador tendrá que encargarse de la desinfección del inmueble a fin de que dicha residencia se halle en unas condiciones de habitabilidad óptimas. Eso sí, siempre que la plaga se hubiera producido por cierto motivo no achacable al inquilino.

Si, al contrario, la plaga es imputable al inquilino, será quien deberá costear la desinfección de la vivienda. En cualquier caso, si este tipo de plagas se genera durante las primeras semanas de estancia del inquilino. Es el dueño el que debe pagar los costes de la desinfección o bien desinsectación.

Sin embargo, es recomendable en el Control de Plagas en comunidades de propietarios es realizar una inspección completa del edificio. Por si acaso existiese la posibilidad de que la plaga tuviera su origen en otra parte del inmueble.

Muy frecuentemente, en el bloque de viviendas hay más de un perjudicado y el origen de la plaga no está en la propia residencia. Por lo que sería aconsejable que la comunidad de propietarios contratase a una compañía especializada para hacer un diagnóstico de la situación. Las comunidades no acostumbran a abonar gastos que no se hayan aprobado previamente en una junta de dueños. Por lo que si tienes una infestación es conveniente que propongas el tema en una junta de propietarios.

Volver arriba
Call Now Button
Abrir chat
1
Hola! ¿Puedo ayudarte?
Hola! ¿Puedo ayudarte?
A %d blogueros les gusta esto: